Home / Criticas de Cine / Cine Asiatico / [Sitges 2012] ‘Gangs of Wasseypur: Primera Parte’ (2012)

[Sitges 2012] ‘Gangs of Wasseypur: Primera Parte’ (2012)

The Godfather hindú: primera parte.

Cuando el padre de Sardar Khan (Manoj Bajpayee), que trabaja en una mina de carbón de Ramadhir Singh (Tigmanshu Dhulia), es asesinado por su empleador, por ser demasiado ambicioso, el joven Sardar joven jura vengar la muerte de su padre y crece con un solo objetivo destruir a Singh. Mientras tanto, hay una pelea entre clanes los Khan y la de dirigida por Sultan (Pankaj Tripathi), cuyas familias han sido eenemigas desde la época anterior a la independencia. Para completar, Sardar, se encuentra atrapado entre sus dos esposas Nagma (Richa Chadda) y Durga (Reema Sen). ¿Cómo las dos bandas luchan por la supremacía, mientras que Sardar lidia con sus problemas en su hogar?.

[Sitges 2012] 'Gangs Of Wasseypur: Primera Parte' (2012)

Ficha Técnica

Título: Gangs of Wasseypur

Título Original: Gangs ofWasseypur

Director: Anurag Kashyap

Guion: Akhilesh Jaiswal, Anurag Kashyap, Sachin K. Ladia, Syed Zeeshan Qadri

Musica: Sneha Khanwalkar

Fotografia: Rajeev Ravi

Productora: Studio 18

Año/País: 2012

Duración: 315 min

Género: Acción. Cine negro. Intriga | Crimen. Mafia

Reparto: Manoj Bajpai, Nawazuddin Siddiqui, Piyush Mishra, Huma Quershi, Reema Sen, Jaideep Ahlawat, Mukesh Chhabra, Jameel Khan, Harish Khanna, Raj Kumar Yadav

Web oficial:

Enlace IMDB: http://www.imdb.com/title/tt1954470/

Puntuación IMDB: 8,6/10

Enlace Sensacine.com: http://www.sensacine.com/peliculas/pelicula-206665/

Puntuacion Sensacine.com: No Disponible.

Sinopsis

Cuando el padre de Sardar Khan (Manoj Bajpayee), que trabaja en una mina de carbón de Ramadhir Singh (Tigmanshu Dhulia), es asesinado por su empleador, por ser demasiado ambicioso, el joven Sardar joven jura vengar la muerte de su padre y crece con un solo objetivo destruir a Singh. Mientras tanto, hay una pelea entre clanes los Khan y la de dirigida por Sultan (Pankaj Tripathi), cuyas familias han sido eenemigas desde la época anterior a la independencia. Para completar, Sardar, se encuentra atrapado entre sus dos esposas Nagma (Richa Chadda) y Durga (Reema Sen). ¿Cómo las dos bandas luchan por la supremacía, mientras que Sardar lidia con sus problemas en su hogar?

Crítica

Llevaba años buscándolo. Deseándolo. La India y su audiovisual necesitaban una nueva identidad propia. El cine de procedencia hindú sufre el mismo encasillamiento que España con la paella y los toros: Siempre va unido a Bollywood y sus característicos e imitados bailes grupales. Ni siquiera una película con equipo extranjero como la realizada por el británico Danny Boyle en 2008 (Slumdog Millionaire) y que arrasó (injustamente) en los premios Óscar, pudo reprimirse y cayó en las garras de lo convencional y típico incluyendo un baile final sin pies ni cabeza. Es La India, hay que bailar aunque la historia no solo no lo reclame sino que lo rechace abiertamente. Boyle no se dio cuenta de que no era The Tales of Hoffmann o The Red Shoes. A la misma altura de fama pero mucho más arriba en calidad cinematográfica se encuentra la enorme Trilogía de Apu, compuesta por Pather Panchali (1955), Apajarito (1957) y Apur Sansar (1959). Satyajit Ray adaptó las novelas de Bibhutibhushan Bandopadhyay a la gran pantalla, significando un tremendo ensayo fílmico sobra la familia en La India. Este titánico esfuerzo tuvo recompensa, ya que la frágil pero intensa (con record de producciones estrenadas en un año) industria indú fue colocada en el escaparate internacional de la noche a la mañana. La referencia a la Trilogía de Apu no es casual, ya que comparte gran parte de la trama de la mastodóntica Gangs of Wasseypur. Apu y Sardar Khan (protagonista del film que nos ocupa) tienen vidas paralelas: líos de familia, pobreza, continuos cambios de residencia, responsabilidades prematuras, madurez, sangre…Solo que la película de Anurag Kashyap es diametralmente opuesta en su sentido estético, ético y moral con respecto al clásico de Ray.

[Sitges 2012] 'Gangs Of Wasseypur: Primera Parte' (2012)

Es cierto que Gangs of Wasseypur no huye del clasicismo patrio ni de sus costumbres. Hay música, mucha música a lo largo de todo el metraje. Pero el uso de la misma y la extrema radicalización de sus tradiciones tienen un punto diferente, muy oscuro. Sin ir más lejos, la película arranca cuando unos gángsters ametrallan sin cuartel una televisión donde se exhibía un baile popular hindú Es evidente que es un intento (exitoso) por marcar su propia ley en pantalla, por saltarse los límites establecidos y mancillar la imagen de postal (obviamos la pobreza, naturalmente) exportada al mundo. La confirmación de que la historia no va a dejar títere con cabeza la tenemos en una sutil escena de tensión donde el politono de un teléfono móvil, equipado con música tradicional del país, ejerce de instrumento del terror para una familia fugitiva. Es una atrevida oda a la contracultura, a la imperiosa necesidad de mostrar una parte de La India ignorada por muchos y temida por casi todos. Donde hay pobreza y ley corrupta, hay delitos y crímenes. Por mucho que las cifras de turistas desciendan irremediablemente, el cine evolucionó en la Segunda Guerra Mundial para convertirse en un medio que adoptó la denuncia y el traslado de información como una de sus múltiples opciones de difusión. Por lo tanto, aparte de por su belleza formal y valor artístico, Gangs of Wasseypur justifica su existencia como narrador en primera persona de uno de los males más dañinos para el país: la violencia callejera.

[Sitges 2012] 'Gangs Of Wasseypur: Primera Parte' (2012)

Es ahí donde Anurag Kashyap da sobradas muestras de su talento y, sobre todo, de tener muy claras sus referencias, así como el evidente respeto y admiración que profesa por cada una de ellas. Si antes dijimos que la trama del film guarda infinidad de paralelismos con la Trilogía de Apu, lo mismo se puede decir de la mejor trilogía de la historia del cine: The Godfather. Y es que Michael, Fredo, Sonny y cía no andan muy lejos de Sardar Khan, Ramadhir Singh o Sultan. Decía el cartel promocional que “en Wasseypur, la venganza se hereda” y desde luego es un lema que se cumple. En una cultura tan arraigada donde el dinero es cosa de pocos acaudalados y las raíces sangre de todos, lo único que diferencia un bando de otro es el amor propio. Y la venganza es una buena forma de mostrar ese orgullo de familia, máxime cuando tienes motivo para ello. La venganza pasa de padres a hijos, de abuelos a nietos, de maridos a mujeres…y parece no tener fin. La dificultad de la narración pasa por mantener vivo ese instinto asesino durante décadas, estilo Novecento. Sin embargo, comparte el mismo defecto que la película de Bertolucci, y es que el riesgo de condensar muchos años en apenas unas horas, casi siempre conlleva una peligrosa frecuencia de altos y bajos a nivel narrativo. El continuo intercambio de personajes y la aparición/desaparición de otros implica un alto cuidado en la construcción empática de todos ellos. Y eso no es posible. Un personaje se ganará más fácilmente tu implicación emocional que otro, por lo que una simple comparación grupal dará como resultado la animadversión (o como mínimo, un nivel de identificación menor) hacia alguno de ellos. Por otra parte, ahí también entra en juego otro factor como es la interpretación de los protagonistas principales. Afortunadamente, el reparto completo (sería injusto destacar solo a unos pocos) está a la altura y consiguen con su presencia que el paso de testigo sea menos traumático.

[Sitges 2012] 'Gangs Of Wasseypur: Primera Parte' (2012)

Pero Gangs of Wasseypur es mucho más que un thriller o un ejercicio de cine negro. Mezcla sin pudor el western y cierto toque de necesaria comedia para formar un cóctel explosivo. El cine de Leone (con toda su musicalidad multiplicada por diez) impregna cada fotograma con retales superficiales y muy interiorizados sobre todo de Once Upon a Time in the West, donde la épica, la idiosincrasia extraída del formato cómic y el aura de leyenda se hacen claves. Kashyap explota con habilidad e ingenio la clásica historia de la mafia surgida entre familias y vecinos, bebiendo directamente del cine setentero americano (no pude dejar de pensar que James Gray, apasionado del cine de Scorsese y Coppola, disfrutaría como un cochino en una charca con este film), en una suerte de The Godfather indú. En una jugada arriesgada (que posiblemente mate comercialmente al proyecto) y poco común, condensa las tres películas que necesitó Coppola para explicar los vaivenes de la familia Corleone en una sola de una duración inusitada, cinco horas. Recordemos que hace años, Martin Scorsese se quejó por la amputación de su (a mi juicio) proyecto más personal: Gangs of New York. La cantidad de films que han perdido su ritmo narrativo, sentido estético y claridad de guión en la sala de montaje es escandalosa, pero quizá una de las más sangrantes fuera la sufrida por la producción encabezada por Leonardo DiCaprio y Daniel Day-Lewis. El uso sin paliativos de la violencia (mención aparte merece esa escena final de la primera parte deudora de Bonnie & Clyde y la primera entrega de The Godfather) coloca a Gangs of Wasseypur más cerca de la generación que cambió Hollywood en los setenta (Penn, Altman, Coppola, etc) que del tradicional cine negro o clásico western americano. Estamos ante un popurrí de sensaciones muy bien mezclado y agitado, de esos por los que Tarantino pierde la cabeza, esos que se convierten en película de culto instantáneo, esos que, si estuviéramos en los 80 o 90, sería carne de videoclub y que exigiría una reunión social en el salón de los amigos un sábado por la tarde para descubrir el otro cine creado fuera de las fronteras americanas. Porque lo hay. Y mucho. Y muy bueno. Gangs of Wasseypur es un buen ejemplo de ello.

Nota: 8/10

About jlamotta23

Mi Amor.SevillaFC.Cine.Series.He escrito1WesternNoirRoadMovie.Bob Dylan,Bowie.Jim Thompson.Escribo sobre cine.The Wire,Kubrick,TheSopranos,Scorsese,Breaking Bad

Check Also

‘Arrow’: 5×10 – Who Are You?

Preocupado por si Prometheus tiene razón y él es solo un asesino en el fondo, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies